Los beneficios del juego

El juego une, enseña a las personas a relacionarse, potencia sus habilidades y destrezas… El juego tiene también un gran valor como elemento de transmisión cultural. Por eso es necesario prestarle la debida atención al juego en la infancia; dotarle del tiempo y las atenciones suficiente para que cumpla su papel.

A través del juego aprendemos a desarrollar todas las actitudes, conductas y emociones que nos permitirán integrarnos socialmente y ser ciudadanos felices. Además, a través de él, los menores investigan, reflexionan, prueban al fin y al cabo el mundo que les rodea.

El juego estimula también el desarrollo físico y cognitivo del menor. Y a través de él exploran sus emociones e identificar sus sentimientos. Son muchos, por tanto, los beneficios del juego y de los juguetes. Conócelos a través de la Asociación Española de Fabricantes de Juguetes y dale tiempo al juego!

Share
Esta entrada fue publicada en Blog, Campaña solidaria, Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pregunta de seguridad *